Leche Frita Microondas

  • Leche Frita

    Leche Frita

  • Leche Frita con Maicena

    Leche Frita con Maicena

  • Leche Frita sin Huevo

    Leche Frita sin Huevo

  • Leche Frita Thermomix

    Leche Frita Thermomix

  • Leche Frita Microondas

    Leche Frita Microondas


  • "Leche Frita Microondas"

    Receta Leche Frita Microondas





    Esta es forma poco conocida de preparar la tradicional leche frita, ya que vamos a emplear el microondas para hacerla. Lo bueno de hacerla así es que se preparada de forma rápida y el resultado merece la pena.

    Ingredientes:

    - Leche entera, un litro
    - Azúcar, 200 gramos
    - Huevos, 4 grandes
    - Maicena, 100 gramos
    - Piel de un limón
    - Una rama de canela

    Ingredientes para rebozar y freír:

    - Huevos batidos
    - Azúcar
    - Maicena o harina
    - Canela en polvo
    - Aceite de oliva virgen


    Preparación:

    Lo primero que haremos será coger un recipiente que sea apto para microondas, en el que vertemos la mitad de la leche, una rama de canela, el azúcar y la piel de un limón, y metemos en el microondas a su máxima potencia un par de minutos más o menos. Mientras tanto en otro recipiente echamos la otra mitad de la leche, los huevos y la maicena, y batimos con unas varillas lo mejor posible hasta que quede todo bien integrado y sin grumos.

    Cuando acabe la programación del microondas, echamos la leche que hemos calentado sobre el otro recipiente, pero colándola con un colador y quitándole la rama de canela y la piel del limón, y volvemos a meter en el microondas para calentar de nuevo otro par de minutos a potencia máxima. Al acabar batimos bien para que la masa vaya espesándose. Repite este último paso de calentar y batir hasta que obtengas una masa bien densa.

    Vamos a elegir un molde adecuado para que no salga una masa no muy gruesa, mejor si es de forma rectangular o cuadrada, le colocamos en la base y paredes un poco de papel film, y vertemos la crema espesa que hemos elaborado. La dejamos reposar un poco y la cubrimos con más papel transparente, y metemos en la nevera unas 6-8 horas para que cuaje bien.



    Pasado ese tiempo vamos a sacar la fuente de la nevera y sacamos con cuidado la masa de la leche frita, la colocamos en una superficie lisa y la cortamos en trozos cuadrados o en forma de rectángulos no demasiado grandes. Pasamos los trozos por maicena o harina y luego por huevo, y los freímos en aceite de oliva bien caliente, hasta que se doren bien. Una vez los saquemos, dejamos escurrir y pasamos por azúcar y canela molida, para que se impregnen bien. Y ya puedes comerlos en caliente o dejar que se enfríen.